Académico desarrolla investigación que podría combatir el cáncer gástrico

El Dr. Alejandro Venegas está trabajando en un tratamiento para atacar la bacteria “Helicobacter pylori”, la cual se cree es la principal causante del cáncer gástrico en Chile.

En promedio, la mitad de la población mundial tienen en su estómago la bacteria “Helicobacter pylori”, la que según datos ya publicados afectaría al 73% de la población chilena, donde el 1% desarrollarían cuadro inflamatorios que pueden generar gastritis, e incluso llevar a cáncer gástrico.

Dr. Alejandro VenegasEsta bacteria –que causa una tasa promedio de mortalidad por cáncer gástrico en Chile del 19%– es un microorganismo que convive con el hombre hace miles de años. Según explica el jefe del Laboratorio de Patogénesis Microbiana del Centro de Investigación Biomédica (CIB) de la Facultad de Medicina UDP, Dr. Alejandro Venegas, “esta bacteria tiene como principal característica que coloniza el estómago humano, pudiendo producir varias enfermedades pues se adapta favorablemente al ambiente gástrico que poseen  los humanos”.

El investigador UDP explica que este microorganismo se llama “Helicobacter” porque su estructura externa “tiene una forma helicoidal, mientras que pylori hace referencia al  píloro del estómago, su lugar predilecto para establecerse.  El píloro está encargado de cortar el paso de los alimentos desde el estómago al intestino delgado para que completen su digestión gástrica. En ese mismo lugar existen muchas glándulas que producen mucus el cual se encarga de proteger a la bacteria del ácido que secreta el estómago para digerir los alimentos, permitiéndole  sobrevivir un ambiente que es muy poco amigable para la vida de otras bacterias”.

El Dr. Venegas cuenta que, con la ayuda de otros investigadores a lo largo de Chile, recolectaron muestras de “Helicobacter pylori” en pacientes de ciudades como Iquique, Valparaíso, La Calera, Santiago, Linares, Temuco, Valdivia y Punta Arenas para “determinar si existe un componente genético en las bacterias  que las haga más o menos virulentas y así saber si existe una mayor virulencia de la cepa que está circulando en Chile”.

El investigador especificó que aislaron las bacterias de las biopsias de pacientes de este amplio espectro de ciudades para revisar un gen común en todas las muestras. Ahí pudieron hallar el la proteína “CagA”, la cual se cree es uno de los principales factores que inducen el cáncer gástrico en las personas.

“Este gen bacteriano tiene la capacidad de codificar una proteína, la que es transferida desde la bacteria  a la célula epitelial gástrica que tiene la función de recubrir y proteger la pared interna del estómago. Esta proteína interactúa con otras proteínas humanas que cumplen funciones regulatorias,  entonces, cuando la bacteria se entromete en el sistema regulatorio de la célula epitelial, lo altera de tal manera que provoca un cambio en la célula que luego de años puede derivar en un tumor secundario, conocido como metástasis”, argumenta el académico. Por ello, la eliminación temprana de esta bacteria reduce drásticamente el riesgo de desarrollar cáncer gástrico.

Según explican los expertos, aún no existe una vacuna para combatir esta bacteria y los tratamientos usuales con antibióticos no siempre son efectivos pues inducen a que las bacterias sean más resistentes a este tipo de tratamientos. Es una bacteria difícil de eliminar porque puede convivir solapadamente (sin causar síntomas) con el ser humano durante décadas, pudiendo gatillar de la nada un posible cáncer gástrico.

No obstante, el Dr. Venegas revela que “nosotros desarrollamos un prototipo de antígeno bacteriano transportado por una bacteria atenuada del tipo Salmonella  que  se puede administrar via oral y las probamos en ratones, obteniendo una buena respuesta en cuanto a la reducción de Helicobacter pylori en el estómago lo que sugiere que su aplicación es factible  en una persona infectada”.

Para este experimento se vacunaron varios ratones con esta Salmonella modificada y luego de unos días se introdujo una dosis infectiva de una bacteria Helicobacter pylori de  patogenicidad conocida. Tras realizar estas pruebas pudieron determinar que al vacunar al animal se indujo una respuesta de anticuerpos, disminuyendo en definitiva la cantidad de Helicobacter pylori presentes inicialmente en el estómago del animal.

“Podemos asegurar que este modelo funciona porque pudimos verificar una disminución de aproximadamente el 99% de la bacteria patógena en la superficie gástrica. Por el contrario, cuando el espécimen no es vacunado, concluimos que éste presenta la misma cantidad bacteriana que pusimos al comenzar el experimento”afirma Venegas.

“También desarrollamos un  probiótico para vacunar oralmente con la bacteria inocua Lactococcus lactis que usamos para transferir antígenos híbridos, que son fusiones genéticas entre antígenos bacterianos y adyuvantes que estimulan la respuesta inmune innata con el fin de mejorar la respuesta inmune “específica” dirigida hacia este patógeno” puntualiza el académico UDP.

Otras líneas de investigación desarrolladas en el Laboratorio de Patogénesis Microbiana UDP –en relación a la investigación para prevención del cáncer gástrico-  se refieren al desarrollo de productos vegetales como una alternativa al uso de antibióticos para optimizar el control y consecuente eliminación de este microorganismo. Se han realizado ensayos con extractos de menta, orégano, boldo,  llantén, magnolio, té verde, ajo, propóleo y frutos ricos en antioxidantes como granada, moringa y goji siendo los resultados prometedores con algunos de estos extractos.

 

Finalmente el investigador menciona que  se espera que con nuevas vacunas o con el descubrimiento de nuevos  compuestos que inhiban el crecimiento de esta bacteria se pueda reducir en un futuro cercano  la tasa de cáncer gástrico en Chile.

X