Dr. Otto Dörr publicó tercera edición de su libro sobre psiquiatría antropológica

  • A veinte años de la aparición, el director del Centro de Estudios de Fenomenología y Psiquiatría de la Facultad de Medicina lanzó una nueva versión.

Considerado un clásico del área, “Psiquiatría Antropológica: Contribuciones a una psiquiatría de orientación fenomenológico-antropológica”, del Dr. Otto Dörr, director del Centro de Estudios de Fenomenología y Psiquiatría de la Facultad de Medicina, fue recientemente reeditado, por tercera vez, tras veinte años de su primera aparición.

El libro reúne trabajos del autor sobre psiquiatría clínica referidos a las esquizofrenias, las enfermedades afectivas, las epilepsias, las adicciones, los trastornos de personalidad y el problema de la psicoterapia, incluyendo además un trabajo de 1972 sobre la bulimia nerviosa, que representa la primera descripción de este cuadro como una enfermedad independiente, a nivel mundial.

La diversidad de temas se caracteriza por estar firmemente unida por un hilo conductor, que según explica el mismo autor,  “es el modo de aproximarse al hecho psicopatológico: sin pre-conceptos ni prejuicios, sin una teoría previa a la cual haya que acomodar el fenómeno observado y abierto a todo aquello que la realidad pueda mostrar y esconder”.

Agrega además el Dr. Dörr: “…porque para  hacer fenomenología tenemos que colocarnos en el horizonte de una concepción antropológica, vale decir, de una concepción global  y abarcadora, pero sin olvidar nunca que a pesar de nuestro empeño ella siempre será incompleta, pues como escribió Nietzche “el hombre es un animal no comprobado”.

Asimismo, se destaca en especial la atemporalidad de la obra, como lo planteó el Dr. César Ojeda, en su segunda edición. “…si no fuera por las citas y referencias bibliográficas, no podríamos saber en qué orden en el tiempo estos fueron desarrollados diferentes estudios”.

En esta misma línea, el Maestro de la Psiquiatría Chilena y Profesor Emérito UDP, agregó que el  método fenomenológico “sacrifica la exactitud propia de las ciencias naturales, orientándose más bien hacia la captación de esencias, es decir, de fenómenos cuyas relaciones internas y con otros fenómenos son, por definición, perdurables”.

Sobre este libro, el Dr. Ojeda también expresó: “…trasunta una gran serenidad, pareciendo cada estudio haber sido reflexionado y escrito sin apuro, tomando el tiempo a favor y no en contra de la verdad buscada”.

Esta obra fue publicada por la Editorial Universitaria.

X